Saturday, February 10, 2007

Diálogo Zen



Los maestros zen enseñan a sus jóvenes pupilos a expresarse por sí mismos.

Dos monasterios zen, vecinos entre sí, tenían cada uno de ellos un pequeño protegido.

Sucedió que uno de ellos, yendo por la mañana a comprar legumbres, se encontró con el otro en el camino.

“¿Adónde vas?” le preguntó al verlo.

“Voy a donde mis pies me lleven” respondió el otro.

Esto dejó confundido al primer pupilo, que fue enseguida a consultar a su maestro.

“Mañana por la mañana”, le aconsejó éste, “cuando vuelvas a encontrarte con ese muchacho, repítele la pregunta que le formulaste hoy. Te responderá lo mismo, y entonces tu le dirás, “Supón que no tuvieses pies”, ¿adonde irías entonces?”. Esto lo pondrá, sin duda, en un buen aprieto”.

Los dos muchachos se encontraron a la mañana siguiente.

“¿Adónde vas?”, preguntó el primero.

“Voy allá, donde me lleve el viento”, respondió el otro.

Esto volvió a dejar perplejo al jovencito, que contó su fracaso a su maestro.

“Pregúntale a donde iría si no soplase el viento”, le sugirió éste.

Al día siguiente se encontraron por tercera vez.

“¿Adónde vas?”, preguntó el primero.

“Voy al mercado a comprar legumbres”, respondió el otro.


Les dejo este relato y la respectiva reflexión al respecto, como regalo de fin de semana. Agradezco de todo corazón las visitas a esta página, visibles e invisibles. Gracias por el cariño y la buena vibra que dejan, los cuales son altamente apreciados por mi. Hagan cualquier cosa que esté a su alcance por construir un mundo más pacífico. Desde las pequeñas cosas, las más simples, toda contribución en ese sentido irá en beneficio de la humanidad.
Abrazos.
*El relato fue extraído del libro "Carne de Zen, Huesos de Zen"

19 comments:

pensando con el corazon said...

Me parece a mi, que en este caso, ninguno de los dos maestros hacían su cometido no?

Un abrazo

Sarsillo

Dulce said...

Me encantó el relato!!!!!!!!!

No se si te has leído todo el libro, si es asi creo que hay tema para más de un post.....


Esta semana he descubierto "los KOAN" y me han parecido la mar de interesantes.

Te copio uno que me ha gustado por lo real:

Una mañana el anciano, sentado a la orilla del rio, observaba al joven luchando durante horas contra la corriente.

- "Maestro, sigo nadando y sin embargo me ahogo"

El anciano le miró y le dijo:

- "Sigues nadando y por eso te ahogas"


Espero que tengas una FELIZ SEMANA.

Un beso acumulativo.
(También los he descubierto esta semana....)

Oswaldo Aiffil said...

Hola Sarsillo!

No intentes explicar el koan, sólo medita sobre él. Te cuento lo que he aprendido, que es poco, sobre el budismo zen y los koans:

"Los koans del zen son famosos porque cuentan historias que impactan la mente, que revolucionan los conceptos aprendidos. Son frases frente a las que la mente se estrella y, como no puede solucionar su paradoja siguiendo esquemas conceptuales, tiene que abrirse a la intuición. Entonces puede darse la iluminación."

"El Zen quiere enseñarnos para llegar a la Verdad sobran los artificios porque la verdad está ahí mismo, sólo para quien quiera verla."

"El Zen quiere enseñarnos que la verdad es algo natural, que no hay que complicarse mucho la existencia para llegar a ella, que es necesario recobrar la naturalidad de la vida y del ser."

"Para recobrar la naturalidad perdida hay que vaciar la mente, hay que dejar atrás todos los conceptos. Entonces la realidad se nos mostrará."

Sarsillo, te recomiendo que leas el post "Lo que escribieron mis amigos" (12 de enero de 2007)en el blog de nuestro amigo Delokos, allí dejé un koan que te dará mas claridad, se llama "La taza de te".

Hola Dulce! Bueno que te ha gustado. He leido el libro y es una maravilla. Bello el relato. Hay que dejar fluir. Gracias por ese beso! Uno muy grande para ti, con sabor a mazapán!

Khabiria said...

Mi querido Oswaldo, me perdí algunos post tuyos pero ya estoy de vuelta...me encantó la entrevista a Norgay, con ella te habría puesto 20 puntos en Periodismo II...y este koans de hoy me deja "pensando con el corazón" como lo haces siempre y por eso disfruto tanto este rinconcito...
Gracias por tu solidaridad de siempre!
Un abrazo grande
;)

D.D. said...

Hola Oswaldo que bueno visitarte!!me gusto la historia pero te confieso que no entiendo el mensaje,esperare seguro que no es mi momento de entender!!!!

Saludos

Silvia.

david santos said...

Hola!
Gran trabajo, Oswaldo!
Gracias.

Ricky del Norte said...

Muy interesante tu post y muy buena la reflexion!!!.

Saludos.

Lindisima said...

Muy buena historia, siempre poniendome a reflexionar un beso para ti.

Oswaldo Aiffil said...

Hola Khabi! Bienvenida de nuevo! Gracias por la nota profesora, la recibo con humildad y al mismo tiempo con gran alegría. Un beso grande!

Hola Silvia! Lo importante del koan es que lo medites. Algo bueno tiene que dejarte. Un beso!!

Hola poeta David Santos. Gracias a usted por visitarme. Estoy contento! Un abrazo!

Hola Rick! Profunda y con mucho sentido. Un abrazo!

Hola Lindísima! Esa es la idea, ponerte a meditar. Un beso!

delokos said...

¡Qué gran aprendizaje!...

"Voy al mercado a comprar legumbres"...

Un saludo, amigo...

JENNY said...

Oswaldo el relato es sabio y aleccionador, pero lo que escribes al final, me partió el corazón!!

Gracias a tí también por aportarnos cariño y relatos que invitan a la reflexión!

Un fuerte abrazo!

Oswaldo Aiffil said...

Hola Delokos! Cabría preguntarse: ¿qué dijo el otro maestro a su pupilo? Tienes razón, es mucho lo que se aprende de cada koan. Un abrazo!

Hola Jenny! Me encanta haberte llegado con esas palabras finales. Un beso muy grande para ti!!

AnGe!... said...

Feliz Día del Amor y la Amistad Oswaldo!! ^^

delokos said...

Hola, Oswaldo...

Para mí el aprendizaje es del pupilo...

"Voy al mercado a comprar legumbres"... estoy viviendo en el presente, eso es lo que voy a hacer... sin artificios...

Lo único real es eso... voy al mercado... eso es lo que tengo que aprender... si ando, ando, si como, como... si duermo, duermo..

Eso es lo que veo yo en el koan... de ahí mi comentario...

Le costó dos preguntas aprenderlo, pero al final llegó a la verdad...

Un saludo y gracias... por cierto, compartimos libro... magnífico, por cierto, je, je...

Oswaldo Aiffil said...

Hola Ange! Felicidades para ti también. Ojalá lo hayas pasado muy bien. Un beso!

Hola Delokos. Excelente interpretación. ¿El libro? Fabuloso! Un abrazo!!

Arcangel Vulcano said...

Oswaldo,paseaba por el patio de "Gordita Linda" y vi tu comentario en el cual me aludes; te doy las gracias.

Encuentro tu blog muy edificante y constructivo.Espero continuar visitándote.

Con respecto al post, simplemente ¡maravilloso!.Te confieso, que desde muy niño me he sentido atraido por todos estos temas que expones.Sin entrar en detalles; te diré que muchos de nosostros estamos positivamente influenciados por los "antiguas filosofías". Desde los antiguos egipcios a los enigmáticos asiáticos orientales, han logrado dejar su huella indeleble en la humanidad. Los grandes místicos e iniciados de esas escuelas "secretas" sin duda dejaron sembrada la semilla...Tu mensaje de paz ha encontrado eco...

Un respetuosao saludo. Te deseo buena salud y éxitos.

Oswaldo Aiffil said...

Hola Arcangel! Bienvenido! Me gustó tu comentario en Gordita Linda y por eso te hice añusión en el mio. Me alegra tu visita. Gracias por los conceptos emitidos, los cuales son apreciados por mi. Puedes seguir viniendo cuando quieras. Yo iré a visitarte a tu casita virtual. Un abrazo!

Anya Argüelles said...

Mira, que bendito es enconrar personas que piensan asi por el mundo, gracias por regalarnos sus palabras y sus conocimientos.

Quisiera leer "Lo que escribieron mis amigos" del Blog de delokos, pero realmente no encuentro esa cita, en realidad no soy muy buena usando esto de los blogs, por lo que si tienen oportunidad les pediría que me mandaran el link y les agradeceria de todo corazon :D.

Saludos

Oswaldo Aiffil said...

Hola Anya! Bienvenida eres a esta, que es también tu casa virtual. Gracias por comentar.
Soy Oswaldo Aiffil.
Mi respuesta a tu comentario en el post zen: puedes buscarla accediendo al siguiente link: "http://cincinato.org/koans/showone_es.php?koan=una_taza_de_te.txt". Escribe (O sombrea y copia) lo que está entre comillas en el buscador de google y llegaras al koan zen que buscas.
Tambien puedes escribir en google "una taza de te+koan zen" y te llevará hasta el link que contiene el koan.
Un beso y gracias por visitarme!